Servicio de Psicología Aplicada (SEPA)

Publicador de contenidos

null Los trastornos mentales y los trastornos ligados al consumo de sustancias son las principales causas de discapacidad

trastornos mentales

 

LOS TRASTORNOS MENTALES Y LOS TRASTORNOS LIGADOS AL CONSUMO DE SUSTANCIAS SON LA PRINCIPAL CAUSA DE DISCAPACIDAD EN EL MUNDO

El 10 de octubre se conmemora el día internacional de la salud mental, poniendo en relieve la importancia de concienciar a la sociedad sobre esta temática y con el fin de abordar el estigma social al que se enfrentan las personas que presentan trastornos mentales, así como la relevancia de poseer una adecuada salud mental. Según la Organización Mundial de Salud (OMS), se trata de un derecho básico necesario para que cualquier ser humano pueda desarrollar su potencial, alcanzando las metas que cada individuo se proponga y participando de manera exitosa en la vida social.

Pero, ¿qué es la salud mental? En primer lugar, se encuentra relacionada con la promoción del bienestar, la prevención de los trastornos mentales y el tratamiento y rehabilitación de las personas que los presentan. Por tanto, se entiende que la salud mental no sólo implica la ausencia de trastornos mentales, sino que comprende un estado de bienestar físico, mental y social que determina cómo afrontamos los eventos estresantes, la calidad de las relaciones interpersonales, así como las contribuciones que las personas llevan a cabo en su comunidad. Se trata de un aspecto de la salud cuyo abordaje resulta importante en todas las etapas de la vida, desde la niñez y adolescencia hasta la edad adulta.

En la actualidad, la prevención en salud mental está obteniendo mayor atención por parte de la comunidad científica, dado el impacto económico, social, laboral y personal que implican los trastornos de salud mental. La definición de la OMS sobre la prevención de salud mental es compleja y multidimensional. Se refiere a las medidas que contribuyen a "reducir la incidencia, prevalencia y recurrencia de los trastornos mentales, la duración de los síntomas, los factores de riesgo de las enfermedades mentales, retrasando la aparición de recaídas y reduciendo el impacto de la enfermedad en la persona afectada, sus familiares y la sociedad".

Por otro lado, desde planteamientos más globales se ha relacionado los problemas de salud mental con un mayor riesgo  de presentar otras enfermedades crónicas de salud, y viceversa. Algunas de las enfermedades que han sido estudiadas son los problemas cardiovasculares,  contraer infecciones por VIH, cáncer, trastornos metabólicos y nutricionales (obesidad, diabetes) y del aparato locomotor.

Sin embargo, aún queda un largo recorrido para alcanzar la equidad en el acceso a una cobertura sanitaria universal y el fin del estigma social que persigue a las personas que presentan un trastorno mental y su entorno, el cual dificulta el desarrollo de su potencial en los diferentes ámbitos de su vida y contribuye a disuadir a los pacientes a recurrir a los servicios de salud mental.

Si desea más información relacionada con este tema no dude en contactar con nosotros.