Defensor del Universitario

La mediación es un procedimiento excelente para resolver conflictos interpersonales de diversa naturaleza. Se basa en la voluntad de las partes para buscar un acuerdo, entenderse y comunicarse superando sus discrepancias y evitando recurrir a métodos más formales y costosos, adversariales o destructivos para la relación, actividad u organización. La voluntariedad y buena fe para iniciar el proceso y cumplir los acuerdos es clave. La iniciativa, confidencialidad, neutralidad y facilitación en el diálogo de la DU resulta de relevante ayuda.

Es una forma más racional (aunque cabe lo emocional), autónoma (no está sujeta a autoridad ni juicios), rápida y menos rígida (más cercana y no burocrática), más conciliadora y con posibilidades de resolver favorablemente y de mayor compromiso para ambas partes.