Museo de la Universidad de Murcia

Los antecedentes del Museo de la Universidad de Murcia se remontan a los primeros años de la década de los años noventa del siglo XX, cuando nuestra Universidad experimentó un crecimiento considerable. Se crearon nuevas Escuelas y Facultades trasladándose la mayor parte de los centros al nuevo campus de Espinardo.

En este momento de crisis se presentó un primer informe-propuesta del profesor Pedro Antonio Lillo Carpio sobre la necesidad de tener o crear un "centro" de carácter cultural y permanente que conservara y custodiase una serie de bienes muebles de carácter científico, técnico, artístico o histórico, en muchos casos obsoletos ya para la docencia, y que se estaban perdiendo con los cambios de ubicación de Facultades y Escuelas. Estos objetos eran una muestra palpable de la existencia y evolución histórica de nuestra Universidad, con alto potencial didáctico y divulgativo.
El informe obtuvo un alto respaldo entre las autoridades universitarias pero por distintas razones el programa no empezó a concretarse hasta finales de la década, cuando la idea fue asumida por el Rectorado de la Universidad de Murcia. A partir de ese momento el profesor Lillo Carpio retoma el programa del Museo, y se encuentra un inmueble adecuado para la ubicación del Museo, que será el Pabellón número 4 del antiguo Cuartel de Artillería de la ciudad, cedido a nuestra Institución de Educación Superior.

El profesor Lillo Carpio será nombrado Coordinador del Museo en febrero de 2001, y desde diciembre de 2000 contaba con la incorporación para dirigirlo del Conservador José Miguel García Cano, profesional con amplia experiencia en gestión museística. Ambos realizaron las labores previas de conceptualización del Museo Universitario, elaboración de los programas museológicos y fundamentalmente museográficos del Centro.

El discurso principal del proyecto museográfico está dirigido a toda la sociedad, con especial énfasis en la comunidad universitaria, pudiéndose focalizar también de manera especial en los niveles centrales de las enseñanzas medias. Se puede esquematizarse de la siguiente manera:

  1. Sala de Exposición Permanente. (Sala I). Planta Primera.
    • Historia y precedentes de la Universidad de Murcia.
    • Antecedentes inmediatos de la Universidad de Murcia.
    • Creación de la Universidad de Murcia en 1915.
  2. Sala de Exposición Permanente. (Sala II). Planta Segunda.
    • Representación de Facultades y Escuelas Universitarias.
  3. Salón de Actos. Planta Primera.
  4. Sala de Estudios. Planta Baja. (Hasta 2008).
  5. Salas de Reserva. Planta Tercera.
  6. Archivos documentales. Planta Tercera.

Una vez concluidos los trabajos museológicos, de cara al funcionamiento del nuevo centro, se aprobó un Reglamento el 24 de mayo de 2002.

El Museo fue inaugurado el 9 de julio de 2003, culminado con ello una vieja aspiración de la Universidad de Murcia: la de contar con centro cultural, dinámico, social y divulgativo abierto a la sociedad. Y que a la vez fuera referente material de la historia de la propia institución.

Cuenta en la actualidad con 220 colecciones y aproximadamente 4000 piezas. La creación y mantenimiento de dichas colecciones conlleva la realización de las funciones propias de un centro que responde al concepto del Museo establecido por el ICOM (International Council of Museums):

  • Conservación e incremento de colecciones
  • Registro e inventario de las colecciones
  • Documentación y catalogación de los fondos
  • Difusión:
  • Educativa
  • Divulgación general
  • Divulgación científica
  • Control y actualización de inventarios
  • Montaje de exposiciones
  • Digitalización de las colecciones
  • Creación y mantenimiento de bases de datos
  • Creación y actualización de la página web del Museo
  • Guía de las Salas de Exposición Permanente del Museo para grupos organizados de escolares (ESO, Bachillerato, Primaria), tercera edad, asociaciones, etc.
  • Organización, catalogación y mantenimiento de los fondos no expuestos
  • Diagnóstico, control, seguimiento y orden de prioridades en la restauración de objetos de las colecciones
  • Organización de cursos, ciclos de conferencias y seminarios
  • Documentación y supervisión de los catálogos de exposiciones temporales, guía del Museo, folletos de ciclos de conferencias, catálogo por secciones, etc.
  • Creación y mantenimiento de los archivos documentales del Museo: desde la prensa, archivos fotográficos, cartelismo y documentación varia.

Un gran número de actividades se han ido realizando desde 2003, tanto a nivel de exposiciones de todo tipo: fotografía, pintura, historia, cine, arqueología o etnografía, como también ciclos de conferencias, seminarios y cursos o colaboraciones con distintos departamentos y centros de otras Universidades siendo algunos de ellos con un marcado carácter social.

En estos diez años han pasado por el Museo algo más de 60.000 personas, de las que casi 36.000 han sido visitas programadas para escolares, muchas de ellas en colaboración con otras instituciones como el Ayuntamiento de Murcia con el programa "Conoce tu Ciudad".

En octubre de 2005 falleció quien había sido el impulsor del Museo Universitario, Dr. Pedro A. Lillo Carpio. Por ello, poco después, el Decanato de la Facultad de Letras propuso al Excelentísimo y Magnífico Rector de la Universidad de Murcia que el Museo llevase el nombre de quien había sido su creador. El Rectorado aprobó dicha petición que se materializó el 19 de enero de 2006, haciéndose coincidir con una exposición antológica celebrada en la Sala José Nicolás Almansa sobre la faceta artística del profesor Lillo Carpio.